Los pacientes con VIH+ mayores de 65 años, en riesgo de medicación inapropiada

  Traumatología y ortopedia

Un estudio que analiza el registro de dispensación de farmacias comunitarias y hospitalarias del Servicio Regional de Salud de Madrid (Sermas) durante los primeros seis meses de 2017 revela que más de un tercio de los adultos mayores de 65 años con infección por VIH estaban recibiendo al menos un medicamento potencialmente inapropiado, término que designa al medicamento para el cual los riesgos asociados superan los beneficios potenciales, especialmente cuando hay alternativas más efectivas disponibles. En la mayoría de las ocasiones, estos medicamentos potencialmente inapropiados eran benzodiacepinas y antinflamatorios no esteroideos. Estas conclusiones se acaban de presentar en el Congreso Europeo de Sida (European AIDS Conference), en Basilea. Los autores del estudio –cuyos investigadores principales son Beatriz López-Centeno, de la Subdirección General de Farmacia y Productos Sanitarios del Sermas, y Juan Berenguer, del Hospital General Universitario Gregorio Marañón y miembro de GeSida– exhortan a que se pongan en marcha intervenciones dirigidas para reducir la prescripción inadecuada de medicamentos en esta población vulnerable.

En el periodo estudiado, 6.636.451 personas recibieron medicamentos en la comunidad madrileña, de los que 22.945 estaban infectadas por el VIH. De estas últimas, 1.292 tenían al menos 65 años. En el grupo de mayores con VIH, el 88% tomaban al menos un medicamento diferente a los antirretrovirales y el 66% cumplía criterios de estar recibiendo polifarmacia. Se comprobó que el 37% de los adultos mayores con VIH estaban recibiendo al menos un medicamento potencialmente inapropiado; circunstancia que fue más frecuente en mujeres y en aquellos sometidos a polifarmacia. Los medicamentos potencialmente inadecuados más frecuentes eran medicamentos para el sistema nervioso, el sistema musculoesquelético, medicamentos gastrointestinales y del metabolismo y medicamentos cardiovasculares. Cinco representaron el 85% de toda la medicación potencialmente inadecuada: lorazepam, ibuprofeno, diazepam, metoclopramida y zolpidem.

“La prevalencia de medicamentos potencialmente inapropiados que hemos encontrado nos ha parecido elevada teniendo en cuenta que la población mayor que hemos estudiado no es excesivamente añosa (mediana de edad de 69 años con solo un 25% mayores de 73 años)”, comenta a DM Berenguer. En España, los datos de prevalencia de estos medicamentos en pacientes mayores son muy variables (20%-70%), dependiendo de la población analizada. Los fármacos más prescritos en estos pacientes, sin tener en cuenta los antirretrovirales, indican que “la comorbilidad más frecuente es la neuropsiquiátrica (trastornos del ánimo, ansiedad, trastornos del sueño, etc.)”.

Para realizar este trabajo, los investigadores utilizaron como fuente de datos el registro de dispensación de farmacias comunitarias y hospitalarias del Servicio Regional de Salud de Madrid (Sermas). Este registro permite el acceso a la información demográfica y a todos los medicamentos antirretrovirales (ARV) y no antirretrovirales dispensados en las farmacias comunitarias y hospitalarias de la CAM. A efectos de este estudio, fueron considerados adultos mayores con VIH aquellas personas infectadas por el virus con edad igual o superior a 65 años. Los medicamentos no antiretrovirales se clasificaron de acuerdo con el Sistema de Clasificación Anatómica Terapéutica Química (ATC) y se utilizaron los criterios de Beers para identificar los medicamentos potencialmente inapropiados. Se consideró que existía polifarmacia cuando los pacientes tomaban al menos cinco medicamentos no antiretrovirales.

El especialista recuerda que “la polifarmacia incrementa el riesgo de interacciones medicamentosas, reacciones adversas a los fármacos e ingresos hospitalarios”. El trabajo se enmarca en una línea de investigación iniciada hace 3 años y en la que estos autores seguirán trabajando. “Los próximos pasos son determinar las consecuencias clínicas de la polifarmacia, las interacciones medicamentosas y la medicación potencialmente inapropiada en adultos con VIH. Entre nuestros objetivos también está la potenciación de las colaboraciones internacionales en esta línea de trabajo, algo que ya hemos iniciado con la Universidad de Liverpool en el Reino Unido y con la Cohorte Suiza de Infección por VIH”, expone Berenguer.

Criterios de medicación potencialmente inapropiada

La medicación potencialmente inapropiada es un término utilizado para describir el uso de un medicamento para el cual los riesgos asociados superan los beneficios potenciales, especialmente cuando hay alternativas más efectivas disponibles. El problema de la medicación potencialmente inapropiada es particularmente frecuente en personas mayores.

En primer lugar, por los cambios fisiológicos relacionados con la edad que favorecen las reacciones adversas a los medicamentos y en segundo lugar porque las personas mayores a menudo padecen múltiples enfermedades crónicas y, por lo tanto, usan una mayor cantidad de medicamentos, en comparación con otros grupos de edad. Existen diferentes criterios para identificar la medicación potencialmente inapropiada en adultos mayores, si bien los más extendidos son los criterios de Beers de la Sociedad Americana de Geriatría.

The post Los pacientes con VIH+ mayores de 65 años, en riesgo de medicación inapropiada appeared first on Diariomedico.com.

Ir a la fuente

Powered by WPeMatico

Deja un comentario